Información nutricional sobre la leche de almendras

Me topé con la noción de la leche de almendras mientras estaba de viaje por la patagonia, a través de una pareja vegetariana. A primera oída, sonaba "raro" y quedó como un pedacito de info más de esos que una va recolectando por la vida.

Al llegar a casa me acordé y decidí dar vueltas por la inmensa internet en busca de más información...y ¡woah! resultó ser un secreto a voces de los mejores con los que una se puede topar; así que hice un pequeño resumen de la información que recolecte y que me pareció más que interesante compartir con todos ustedes así entre todos podemos ir agregando tips saludables a nuestras comidas y hacer que nuestras vidas -y las de nuestros seres queridos- sean cada vez mas sanas, longevas y plenas.

Si se vende o no de manera comercial en Argentina, no lo sé...busque por internet y en la dietética cerca de casa, y no encontré nada. Igualmente, su preparación es EXTREMADAMENTE sencilla, receta que probamos en casa ayer y filmamos (es más, ese primer intento es el que quedó documentado en video xD) y pueden ver la video-receta aca.




- Contiene un alto nivel de fibra tanto soluble como insoluble que ayuda a proteger el intestino -mas que nada el colon- y regula la absorción de azúcares.

- No contiene lactosa ni gluten, lo cual la hace apta para aquellas personas intolerantes a la lactosa o celiacos.

- Tiene un alto contenido de potasio.

- Ayuda a bajar de manera importante los niveles de colesterol o trigilicéridos.

- Ayuda a una digestión mucho mas liviana que la leche de vaca.

- Ayuda en cuadros de problemas gastroinstestinales.

- Tiene óptimos niveles de calcio y fósforo, elementales en el crecimiento, mujeres que atraviesan un embarazo y gente mayor.

- Posee una alta cantidad de proteínas que permiten usarla como sustituto y/o complemente de las de origen animal.

- Como todos los frutos secos en general contiene los niveles mas altos de hierro y magnesio dentro de los vegetales y legumbres.

- Reduce el colesterol en sangre el DOBLE que el aceite de oliva.

Se utiliza como reemplazo de la leche animal desde hace siglos; mas allá de las bondades innegables que tiene, por el echo de que se puede "hacer" en cualquier momento sin tener que depender de su frescura y que por su alto contenido oleico, produce resultados increiblemente similares a los que se obtienen de la animal, pudiendo incluso hacer manteca con la misma. La cocina medieval la tuvo como uno de sus principales ingredientes, habiendo incontables cantidades de recetas de la época que la utilizan.

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada